Citan a indagatoria a Boudou Vandenbroele y Núñez Carmona por la reestructuración de la deuda en Formosa

gildo

El fiscal del caso, Carlos Rívolo, solicitó también que fuera convocado el gobernador de Formosa, algo que, por ahora, no hizo el juez de la causa.

Para el Juez Lijo, «el objetivo de la contratación entre The Old Fund y el FON.FI.PRO. Habría sido el cobro espurio de dinero perteneciente a fondos públicos de la provincia de Formosa».

El gobernador de Formosa, Gildo Insfrán, y Vandenbroele, titular de “The Old Fun», firmaron en marzo de 2009 un «Memorándum de Entendimiento» para que el empresario realizara un asesoramiento en la reestructuración de la deuda pública de la provincia.

Para el fiscal Carlos Rívolo fue un «procedimiento inédito y absolutamente irregular» porque «The Old Fund» no tenía empleados ni antecedentes en la reestructuración de entes públicos, ni certificado fiscal para contratar con el Estado.

«The Old Fund» facturó y cobró 7.667.161,30 por el trabajo y parte del dinero fue derivado a la sociedad Estrategias de Imagen y Comunicación SRL, cuyo gerente era Cortés, quien era director y accionista del Banco de Formosa y socio de dos empresas que tienen el mismo domicilio que la compañía de Vandenbroele, según la causa.

Rívolo también explicó que la reestructuración de la deuda de Formosa fue acordada por Insfrán y Boudou, entonces ministro de Economía, a través de una adenda (apéndice), que fue ratificada por un decreto provincial y una resolución del ministerio.

«La maniobra delictiva consistió en la simulación de un asesoramiento profesional, que no fue en realidad tal, llevado a cabo en el marco del real proceso de reestructuración de la deuda pública de la provincia de Formosa, con el objeto de percibir la suma de $7.667.161,30, pagada con fondos públicos de esa provincia», entendió Rívolo, que calificó a «The Old Fund» como «una empresa improvisada a efectos de vehiculizar el negocio espurio».