Tucumán: uno de los policías involucrados en la muerte de un chico de 12 años había consumido drogas

Los exámenes arrojaron que había restos de cocaína y marihuana en su cuerpo

El examen toxicológico de uno de los policías involucrado en la muerte de Facundo Ferreira, de 12 años, arrojó que había restos de cocaína y marihuana en su cuerpo. El niño falleció de un disparo en la nuca, en lo que según su familia fue un caso de gatillo fácil, pero que de acuerdo a la versión policial fue un enfrentamiento.

Según publicó La Gaceta, el uniformado en cuestión sería el que manejaba la moto desde la que partió el disparo que impactó contra la nuca de Facundo.

La fiscal Adriana Giannoni ahora intentará develar cuánta droga había en el cuerpo del policía, ya la presencia del metabolito de la cocaína podría deberse al consumo de hojas de coca, algo que eventualmente podría ocurrir.

El caso

Facundo murió en la madrugada del jueves 8 de marzo, en avenida Avellaneda y pasaje Río de Janeiro, en San Miguel de Tucumán. De acuerdo a la información policial, todo comenzó con una persecución iniciada por dos policías en moto a seis jóvenes que se desplazaban también en moto, supuestamente armados, que huyeron cuando intentaron identificarlos.

Siempre según la versión oficial, al llegar a la vieja terminal de la capital tucumana, comenzó un tiroteo, en medio del cual Facundo recibió un impacto de bala en la nuca, mientras que el chico que conducía la moto sufrió lesiones por el roce de un proyectil en la cabeza.

Para la familia Ferreira fue un caso de gatillo fácil